Curso Bíblico-El pecado

www.calidaddevida.net

¿Qué es el pecado?, ¿Quién trajo el pecado al mundo?, ¿Fue culpable el hombre por su pecado?, ¿Qué le sucedió al hombre cuando pecó?,¿Existe hoy el pecado en el mundo?, ¿Cuál es la pena del pecado?,¿Cómo podemos escapar de la pena del pecado?

   

 

   
 

4. El Pecado

4.1.        ¿Qué es pecado?

R. El pecado es desobediencia a los mandamientos de Dios. Es infracción de la ley.


Textos bíblicos

1 Juan 3:4: Todo aquel que comete pecado, infringe también la ley; pues el pecado es infracción de la ley.


Éxodo 20:3-17 :Los mandamientos:

 20:3: No tendrás dioses ajenos delante de mí

20:4: No te harás imagen, ni ninguna semejanza de lo que esté  arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas   debajo de la tierra.

20:5: No te inclinarás a ellas, ni las honrarás; porque yo soy  Jehová tu Dios, fuerte ,celoso, que visito la maldad de los        padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación     de los que me aborrecen ,

20:6: y hago misericordia a millares, a los que me aman y guardan mis mandamientos.

20:7: No tomarás el nombre de Jehová tu Dios en vano; porque no dará por inocente Jehová al que tomare su nombre en vano.

20:8:Acuérdate del día de reposo para santificarlo.

20:9:Seis días trabajarás, y harás toda tu obra

20:10: ; mas el séptimo día es reposo para Jehová tu Dios; no   hagas en él obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de  tus puertas

20:11: Porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, el mar, y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el        séptimo día; por tanto, Jehová bendijo el día de reposo y lo    santificó.

20:12: Honra a tu padre y a tu madre, para que tus  días     se  alarguen en la tierra que Jehová tu Dios te da.

20:13: No matarás

20:14: No cometerás adulterio.

20:15: No hurtarás.

20:16: No hablarás contra tu prójimo falso testimonio.

20:17: No codiciarás la casa de tu prójimo, no codiciarás la mujer de tu prójimo, ni su siervo, ni su criada, ni su buey, ni su asno, ni cosa alguna de tu prójimo.


Romanos 13:8-10:  Deberes cristianos

13:8: No debas a nadie nada, sino el amaros unos a otros; porque el que ama al prójimo, ha cumplido la ley.

13.9: Porque: No adulterarás, no matarás, no hurtarás, no dirás falso testimonio, no codiciarás, y cualquier otro        mandamiento, en esta   sentencia se resume: Amarás a tu      prójimo como a ti mismo.

13:10: El amor no hace mal al prójimo; así que el cumplimiento de la ley es el amor.


Mateo 22:36-40: El gran mandamiento

22:36: Maestro, ¿cuál es el gran mandamiento en la ley?

22:37: Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con  todo tu corazón,  y con toda tu alma, y con toda tu mente.

22:38: Este es el primero y grande mandamiento.

22:39: Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti  mismo.

22.40: De estos dos mandamientos depende toda la ley y los  profetas.


 
       
 

4.2.       ¿Quién trajo el pecado al mundo?

 R. Satanás.


Textos bíblicos

1 Juan 3:8: El que practica el pecado es del diablo; porque el diablo  peca  desde el principio.


Génesis 2: 8-10, 15-17,3:1:

2:8 Y Jehová Dios plantó un huerto en Edén, al oriente; y puso allí al hombre que había formado.

2.9: Y Jehová Dios hizo nacer de la tierra todo árbol delicioso a la vista, y bueno para comer; también el árbol de vida en medio del  huerto, y el  árbol de la ciencia del bien y del mal.

2:10: Y salía del Edén un río para regar el huerto, y de allí  se repartía en  cuatro brazos.

2:15: Tomó, pues, Jehová Dios al hombre, y  lo puso en el huerto de Edén, para que lo labrara y lo guardase.

2:16 : Y mandó Jehová Dios al hombre, diciendo: De todo árbol de huerto podrás comer;

2:17: mas del árbol de la ciencia del bien y del mal no comerás; porque el día que de el comieres, ciertamente morirás.

3:1:      Pero la serpiente era astuta, más que todos los animales del      campo que  Jehová Dios había hecho; la cual dijo a la mujer:       ¿Conque Dios os ha dicho: No comáis de todo árbol del huerto?

3:2:     Y la mujer respondió a la serpiente:    Del fruto de los árboles del huerto podemos comer;

3:3:     pero del fruto del árbol que está en medio del huerto dijo Dios:   No comeréis de él,    ni le  tocaréis, para que no muráis.

3:4:    Entonces la serpiente dijo a la mujer: No moriréis.

3:5: sino que sabe Dios que el día que comáis de él, serán abiertos vuestros ojos, y seréis como Dios,  sabiendo el bien y el mal.

3:6:      Y vio la mujer que el árbol era bueno para comer, y que era agradable a los ojos, y  árbol codiciable para alcanzar la sabiduría;  tomó de su fruto, y comió; y dio también a su marido, el cual comió así como ella.

 3:7: Entonces fueron abiertos los ojos de ambos, y conocieron que estaban desnudos; entonces cosieron hojas de higuera, y se hicieron delantales.

3:8: Y oyeron la voz de Jehová Dios que se paseaba en el huerto, al       aire del día; y el hombre y la mujer se escondieron de la presencia de Jehová Dios  entre los árboles del huerto.

3:9: Mas Jehová Dios llamó al hombre, y le dijo:  ¿Dónde estás tú?

3:10: Y él respondió: Oí tu voz en el huerto, y tuve miedo, porque estaba desnudo; y me escondí.

3:11: Y Dios le dijo: ¿Quién te enseñó que estabas desnudo? ¿Has comido del árbol de que yo te mandé no comieses?

3:12: Y el respondió: la mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo comí.

3:13: Entonces Jehová Dios dijo a la mujer: ¿Qué es lo que has hecho? Y dijo la mujer: La serpiente me engañó, y comí.

3:14: Y Jehová Dios dijo a la serpiente: Por cuanto esto hiciste, maldita será entre todas las bestias y entre todos los animales del campo; sobre tu pecho andarás, y polvo comerás todos los días de tu  vida.

3:15: Y pondré enemistad entre ti y la mujer, y entre tu simiente y la simiente suya; ésta te herirá en la cabeza, y tú le herirás en el  calcañar.

3:16: A la mujer dijo: Multiplicaré en gran manera los dolores en tus preñeces; con dolor darás a luz los hijos; y tu deseo será para tu  marido, y él se enseñoreará de ti.

3:17:Y al hombre dijo: Por cuanto obedeciste a la voz de tu mujer, y comiste del árbol de que te mandé diciendo: No comerás de él;  maldita será la tierra por tu causa; con dolor comerás de ella todos  los días de tu vida.

3:18: Espinos y cardos te producirá, y comerás plantas del campo.

3:19: Con el sudor de tu rostro comerás el pan hasta que vuelvas a la tierra, porque de ella fuiste tomado; pues polvo eres, y al polvo volverás.

3:20: Y llamó Adán el nombre de su mujer, Eva, por cuanto ella era madre de todos los vivientes.

3:21: Y Jehová Dios hizo al hombre y a su mujer túnicas de pieles, y los vistió.

3:22: Y dijo Jehová Dios: He aquí el hombre es como uno de nosotros, sabiendo el bien y el mal; ahora pues, que no alargue su  mano, y tome también del árbol de la vida, y coma, y viva para siempre.

3:23: Y lo sacó Jehová del huerto de Edén, para que labrase la tierra   de que fue tomado.

3:24: Echó, pues, fuera al hombre, y puso al oriente del huerto de Edén querubines, y una espada encendida que se revolvía por    todos lados, para guardar el camino del árbol de la vida.


 
       
 

4.3.        Si Satanás tentó al hombre a pecar, ¿fue culpable el  hombre por su pecado?

R. Sí, porque cedió a la tentación.


Textos bíblicos

Santiago 1:13-16:

1:13: Cuando alguno es tentado, no diga que es tentado de parte de Dios; porque Dios no puede ser tentado por el mal, ni él  tienta a nadie;

1:14: sino que cada uno es tentado, cuando   de su propia concupiscencia es atraído y seducido.

1:15: Entonces la concupiscencia después que ha concebido, da a luz el pecado; y el pecado, siendo consumado, da a luz la muerte.

1:16: Amados hermanos míos, no erréis.


 
       
 

4.4.      ¿Qué sucedió al hombre cuando pecó?

R. La muerte empezó a obrar en su espíritu, alma y cuerpo.


Textos bíblicos

Romanos 5:12-13

5:12: Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron.

5:13: Pues antes de la ley, había pecado en el mundo; pero donde no hay ley, no se inculpa de pecado.

5:14: No obstante, reinó la muerte desde Adán hasta Moisés, aun en  los que no pecaron a la manera de la transgresión de Adán, el cual  es figura del que había de venir.

Romanos 7: El pecado que mora en mí.

7:7: ¿Qué  diremos, pues? ¿La ley es pecado? En ninguna manera. Pero yo no conocí el pecado sino por la ley; porque tampoco conociera la codicia, si la ley no dijera: No codiciarás.

7:8: Más el pecado, tomando ocasión por el mandamiento, produjo en mí toda codicia; porque sin la ley el pecado está muerto.

7:9: Y yo sin ley vivía en un tiempo; pero venido el mandamiento, el pecado revivió y yo morí.

7:10: Y hallé que el mismo mandamiento que era para vida, a mí me resultó para muerte;

7:11: porque el pecado, tomando ocasión por el mandamiento, me engañó, y por él me mató.

7:14: Porque sabemos que la ley es espiritual; más yo soy carnal, vendido al pecado.

7:15: Porque lo que hago, no lo entiendo; pues no hago lo que    quiero, sin lo que aborrezco, eso hago.

7:17. De manera que ya no soy yo quien hace aquello, sino el   pecado que mora en mí.

7:18: Y yo se que en mí, esto es, en mi carne, no mora el bien; porque  el querer el bien está en mí, pero no el hacerlo.

7:19: Porque no hago el bien que quiero, sino el mal que no quiero, eso hago.

7:20: Y si hago lo que no quiero, ya no lo hago yo, sino el pecado que mora en mí.

7:21: Así que, queriendo yo hacer el bien, hallo esta ley: que el mal está en mí.

7:22. Porque según el hombre interior, me deleito en la ley de Dios;

7:23. pero veo otra ley en mis miembros, que se rebela contra le ley de mi mente, y que me lleva cautivo a la ley del pecado que está en mis miembros.

7:24: ¡Miserable de mí! ¿quién me librará de este cuerpo de muerte?

7:25: Gracias doy a Dios, por Jesucristo Señor, nuestro. Así que, yo mismo con la mente sirvo a la ley de Dios, más con la carne a la ley del pecado.


 
       
 

4.5.   ¿Existe hoy el pecado en el mundo?

R. Sí, todos somos pecadores.


Textos bíblicos

Romanos 3:23:  Porque no hay diferencia, por cuantos todos  pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios


 
       
 

4.6.        ¿Cuál es la pena del pecado?

R. La pena del pecado es muerte espiritual y el infierno.


Textos bíblicos

Romanos 5:12:

5:12: Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los  hombres, por cuanto todos pecaron.

Romanos 6:23: Porque la paga del pecado es muerte, más la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.


Apocalipsis 20:11-12:

20:11: Y vi un gran trono blanco y al que estaba sentado en él, de delante del cual huyeron la tierra y el cielo, y ningún lugar se  encontró para ellos.

20:12: Y vi a los muertos, grandes y pequeños, de pie ante Dios; y los libros fueron abiertos, y otro libro fue abierto, el cual es el libro  de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras.

20:15: Y el que no se hallo inscrito en el libro de la vida fue lanzado al lago de fuego.


 

 
       
 

4.7.  ¿Cómo podemos escapar de la pena del pecado?

R. Podemos escapar de la pena del pecado aceptando el sacrificio expiatorio de Cristo en la Cruz.


Textos bíblicos

Mateo 1:21: Y dará a luz un hijo, y llamarás su nombre Jesús, porque     él salvará a su pueblo de sus pecados.


Juan 1:12: Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios;

Juan 1:13: los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios.


Romanos: 5:8-10

5:8: Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros.

5:9: Pues mucho más, estando ya justificados en su sangre, por él seremos salvos de su ira.

5:10: Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida.

Romanos 3:23-24:

3:23:  Porque no hay diferencia, por cuantos todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios

3:24: siendo justificados gratuitamente por su gracia, mediante la redención que es en Cristo Jesús.


Colosenses 1:13-14:

1:13: el cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas,    y trasladado al reino de su amado Hijo.

1:14: en quien tenemos redención por su sangre, el perdón de  nuestros pecados.


Romanos 8:1: Ninguna condenación hay para los que están en  Cristo Jesús, los que no andan conforme a la carne, sino  conforme al Espíritu.

Romanos 10:3-13:

10:3. Porque ignorando la justicia de Dios, y procurando establecer la suya propia, no se han sujetado a la justicia de Dios;

10:4: porque el fin de la Ley es Cristo, para justicia a todo aquel que cree.

10:5: Porque de la justicia que es por la ley Moisés escribe así: el hombre que haga estas cosas, vivirá por ellas.

10:6: Pero la justicia que es por la fe dice así: No digas en tu  corazón: ¿Quién subirá al cielo? (esto es, para traer abajo a Cristo);

10:7: o ¿quién descenderá al abismo? (esto es, para hacer subir a Cristo de entre los muertos).

10:8: Mas ¿qué dice? Cerca de ti está la palabra, en tu boca y en tu corazón. Esta es la palabra de fe que predicamos:

10:9: Que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y  creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo.

10:10: Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación.

10:11: Pues le Escritura dice: Todo aquel que en él creyere, no será avergonzado.

10:12: Porque no hay diferencia entre judío o griego, pues el mismo que es Señor de todos, es rico para con todos los que le invocan;

10:13: porque todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo.


 
       
 
 

Volver arriba

Volver a Curso Bíblico